FOCO: MADDI BARBER

Maddi Barber se licencia en Comunicación Audiovisual y realiza un máster en Antropología Visual en la Universidad de Manchester. Entre 2018 y 2019 realiza un díptico formado por un cortometraje y un mediometraje (592 metroz goiti y Urpean Lurra) sobre el efecto del pantano de Itoiz en el territorio del Valle de Arce en Navarra. En 2019 gana el proyecto X-FILMS del festival Punto de Vista con el que realiza el cortometraje Gorria. Sus cortometrajes se han podido ver en festivales como el Festival Internacional de Cine Documental Punto de Vista, Visions du Reél, Festival Internacional de Cine San Sebastián (Zabaltegi), Curtocircuito, Alcances, Porto Post Doc y Festival de Las Palmas, entre otros. En los últimos años ha creado la productora Pirenaika y ha producido trabajos de Irati Gorostidi (Unicornio), Gerard Ortín (Reserve) y Ainhoa Gutiérrez (Medvedek).

Su cine reflexiona sobre cuestiones de memoria, territorio, ecología y ética de cuidados entre humanos y naturaleza, intentando siempre a través del cine poner en cuestión y expandir los límites de dichas categorías.

Yours Truly sigue el camino de las piezas taxidérmicas incorporadas al Museo de Mánchester durante los siglos XIX y XX. Las cartas entre el Museo, exploradores y la nobleza británica revelan las historias de los especímenes que actúan como incómodos recordatorios de métodos científicos y coloniales.

¿Qué posibilidades de vida quedan cuando un territorio es completamente alterado? En las laderas del Pirineo navarro, la construcción de la presa de Itoiz en la década de 1990 inundó siete pueblos y tres reservas naturales. Una franja de tierra desnuda a la altura de la cota 592 traza hoy una línea divisoria en el paisaje del valle. Por debajo de la cota, el agua; por encima, la vida continúa.

Hace casi dos décadas el pantano de Itoiz inundó siete pueblos y tres reservas naturales en las laderas del Pirineo navarro. El grupo ecologista Solidari@s con Itoiz documentó en video la lucha contra su construcción. Hoy, aquellos que estuvieron allí sueñan con la tierra que permanece bajo el agua. Sus voces y gestos se entrelazan para dar cuenta de un duelo individual y colectivo que se extiende hasta el presente.

Vísceras, un rebaño de ovejas, una primavera. Arrullo de palomas y canciones con la boca cerrada. Algunos buitres, huesos, flores y muchas manos. Manos que dan de comer, ordeñan, acarician, esquilan, filman, manos que matan. Manos que habitan las dudas y contradicciones del manejo de otras especies.